a

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adicing elit ut ullamcorper. leo, eget euismod orci. Cum sociis natoque penati bus et magnis dis.Proin gravida nibh vel velit auctor aliquet. Leo, eget euismod orci. Cum sociis natoque penati bus et magnis dis.Proin gravida nibh vel velit auctor aliquet.

  /  Project   /  Blog: ¿Qué humano puede resistirse a la seducción de la ciencia y al poder evolutivo a través de…

Blog: ¿Qué humano puede resistirse a la seducción de la ciencia y al poder evolutivo a través de…


¿Qué humano puede resistirse a la seducción de la ciencia y al poder evolutivo a través de software, algoritmos y pantallas táctiles?

Photo by Samuel Zeller on Unsplash

Para mi la tecnología siempre había sido una forma de mejorar nuestra sociedad y para una idealista como yo, trabajar para una de las empresas de tecnología más grandes del mundo es gratificante. De acuerdo a la revista Fortune (2019) del Top 10 de compañías más admiradas en el mundo, 5 son de tecnología. Del Top 10 de compañías con más rápido crecimiento, 5 son de tecnología. No es un mito que la tecnología crece exponencialmente y con ello el número de empresas pertenecientes a esa industria. ¿Qué pasa cuando el desarrollo tecnológico empieza a borrar los límites entre progreso humano y lo que significa ser humano? ¿Qué pasa cuando la decisión en el desarrollo de un producto o servicio nuevo toca las fronteras de la ética? Ahí es donde el concepto Gobierno Corporativo deja de ser un cliché empresarial y toma gran relevancia.

El Gobierno Corporativo es el sistema para dirigir, regular y controlar una empresa, tanto en estructura, como en procesos. El objetivo primordial de este gobierno es asegurar la permanencia de una empresa haciendo que los principios bajo los cuales se rige la corporación sean aceptados, difundidos y adoptados por todos los miembros, sin importar jerarquías. ¿Qué gana una empresa al alinearse a ciertas normas?

  1. Alentar el comportamiento positivo a través de normas y procesos definidos para todos los miembros de la organización.
  2. Reducción de costos, al asegurar ser una empresa estable y confiable.
  3. Rápida toma de decisiones y mejor planeación estratégica, a través del libre y ágil acceso a la información.
  4. Pero el más importante en este caso, es asegurar la responsabilidad social de la corporación. Más allá de donar o ayudar a causas de bien común, el gobierno empresaríal debe afianzar que el desarrollo de productos o servicios no cruce límites morales y si lo hace, seguir una linea de acción con base a un razonamiento ético.

Hoy en día, la ética empresarial es uno de los beneficios más trascendentales del Gobierno Corporativo y puede ser el punto crucial para que una empresa de tecnología permanezca o desaparezca. Ejemplos existen muchos: Uber perdió 21B de dólares por quebrantar leyes locales, Twitter fue clave en la distribución de fake news durante una elección presidencial y es gran responsable de que Donald Trump llegara a la presidencia de EE.UU. Facebook ha desarrollado un modelo de publicidad que alienta la discriminación. La autenticación de usuarios a través de biometría de comportamiento, el neurohacking, el boost de velocidad en internet que traerá el 5G y los sistemas de traducción automática, entre otros, significan cambios en cómo nos comportamos como sociedad y podrían abrir nuevos paradigmas, no necesarimente buenos. Todas estas empresas juegan en la línea de construir riqueza en detrimento de seres humanos.

Para asegurar que esto no ocurra se necesita hacer cambios sustanciales en la forma en que estas empresas operan, se necesita de un gobierno coporativo que además de controlar a los accionistas y al consejo, haga evaluaciones diarias que aseguren el cuidado de la humanidad.

Por otro lado, el gobierno de la empresa debe asegurar que en las asambleas de accionistas y consejos de dirección se contruyan democracias y no monarquías. Es bien sabido que algunos empresarios venden casi todas sus acciones y aún así poseen control absoluto de la organización, abriendo paso a una nueva clase de acciones “Tipo C” en las que se manejan ratios de votos que van de 10 a 1 comparados con otros accionistas; así han habido casos para M. Zuckerberg y L. Page en Facebook y Google respectivamente. Este tipo de “imperios” convierten al resto de accionistas en actores pasivos y a las reuniones de asambleas en meras ceremonias, perdiendo el objetivo y razón de su existencia.

Partiendo de que el poder económico de una empresa en manos de pocos es una gran fuerza de alteración para la sociedad, un buen gobierno corporativo debe exigir el voto y aportación democrática de todos los accionistas y así asegurar que las decisiones que se toman al menos tengan el pluralismo necesario para no hacer juicios a la ligera, sin embargo, la pregunta es si estos consejos, incluso cuando creados específicamente para lidiar con este tipo de situaciones (como el board de Inteligencia Artificial de Google) tienen las facultades para resolver dilemas deontológicos como lo es la IA, la privacidad de datos, clonación de mascotas, drones en insectos, etc y aún más importante, qué autoridad de decisión tendrán estos baords frente a una asamblea de accionistas para no quedar como meros consejeros.

Source: Artificial Intelligence on Medium

(Visited 3 times, 1 visits today)
Post a Comment

Newsletter